Web Oficial
Mi reserva
 Hotel Santamaría ***
Hotel Santamaría
Tudela, Navarra
Reserva Ahora
+
Fecha
habitaciones
Adultos:
Niños:
2 habitaciones
* menores de 12 años
+ Añadir habitaciones
Código promoción
Fecha de la reserva
Adultos
Niños*
Habitación 1
x
Añadir habitación
Esta página web utiliza cookies. Al continuar navegando por ella, usted acepta el uso de cookies.
Hotel > Vía verde del Tarazonica
Compartir

Vía verde del Tarazonica
Hotel Santamaría

EXCURSIÓN EN BICI PARA FAMILIAS




Esta ruta recorre el antiguo trazado de ferrocarril que unía las poblaciones de Tudela y Tarazona. Puede ser transitada a pie o en bicicleta y queda totalmente prohibido el paso de vehículos con motor.

El comienzo de esta vía verde está situado en Tudela, concretamente en la estación de ferrocaril/autobuses. Tras un trayecto de 22 kilómetros llegamos a su fin, la localidad deTarazona, habiendo pasado por otras poblaciones como Murchante, Cascante, Tulebras y Malón. La pendiente es de un 1% y hay un desnivel de 220 metros, un recorrido especialmente recomendado para paseos en bicicleta con la familia ya que no supone ningún tipo de dificultad.

Cómo llegar desde nuestro hotel hasta el comienzo de la vía verde del Tarazonica

Salimos de la puerta principal del hotel y nos dirigimos a la estación de autobuses/ferrocarril por la calle Frauca, en 300 metros habremos llegado al punto de partida. La vía comienza junto a la estación de autobuses.

Nada más comenzar nos encontramos el primer cartel informativo que nos guiará a través de la ruta y otro con las normas generales de uso de la vía verde del Tarazonica.



En el tramo de carril bici que nos lleva hasta el comienzo del camino nos cruzaremos con la antigua máquina del tren que realizaba el trayecto Tudela-Tarazona y que se encuentra en el denominado Parque de otoño, junto a la plaza de toros y el colegio de Griseras.



Una vez lleguemos al final del carril bici veremos un puente, pasaremos por debajo de él y veremos un cartel informativo, en este punto comienza el camino que nos llevará hasta Tarazona.





Durante el recorrido veremos carteles que indican cual es la próxima localidad, la distancia a la que nos encontramos de ella, el tiempo estimado que nos costará llegar (a pie o en bicicleta) y si existe zona de descanso.



A unos 3 kilómetros nos encontramos un monumento que hace referencia al “escachamatas”, nombre por el cual se conocía al tren que realizaba este recorrido.

Seguimos con el camino y llegamos a la primera de las estaciones, Murchante, situada a unos 7 kilómetros. Puede ser una parada interesante para que los más pequeños repongan sus fuerzas en el merendero que hay junto a la antigua estación.

Si retomamos el paseo llegamos hasta la estación de Cascante, una villa romana con una historia más que interesante. La podemos encontrar a unos 3 kilómetros de la de Murchante y también se puede hacer una parada si se desea, dispone de área de descanso.

Proseguimos con el viaje y, a unos 2 kilómetros, llegamos hasta la localidad de Tulebras, una pequeño pueblo de Navarra en el que podemos encontrar el primer monasterio cisterciense de mujeres en España (s. XIII-XIV). Existe también una zona de descanso junto a las orillas del río Queiles.

El penúltimo tramo de la ruta nos lleva hasta la estación de Malón, a unos 3 kilómetros de la anterior, nos encontraremos ya en tierras aragonesas. En este pueblo podemos visitar el Museo del Agua, situado en lo más alto de la localidad, en lo que su día fue un antiguo castillo. Desde allí se pueden tomar unas bonitas fotografías de toda la zona del Queiles.

Para finalizar, llegamos a Tarazona, una ciudad de un gran patrimonio artístico que merece la pena ser visitado. Hemos concluido el recorrido de ida de la vía verde del Tarazonica con 22 kilómetros, ahora solo nos queda volver, un viaje que se hará mucho más ameno ya que la pendiente es favorable.